LA DIFERENCIA EN INTENSIDAD MARCA EL PARTIDO ENTRE DOS EQUIPOS PAREJOS

Este Sábado, el Alevín B del Carcaixent recibía en su feudo al Algemesí D con el fin de romper su mala racha en cuanto a resultados y alzar la moral de sus jugadores.

La primera parte estuvo marcada por fallos defensivos de ambos equipos. Sin ir más lejos, a los diez minutos, el equipo rival ya iba ganando 0-2 tras dos errores infantiles del equipo local en la salida de balón y en la poca intensidad mostrada en balones divididos y marcaje al hombre. Sin embargo, tan solo le bastaron al equipo local 5 minutos para empatar el encuentro con goles de Joel tras un rebote y de Pablo, fruto de un gran disparo desde larga distancia que no dio opción al portero. Tras los primeros 15 minutos tan locos, y cuando el Carcaixent creía más que nunca en la remontada, otro fallo del equipo por la baja intensidad originó el 2-3 en el marcador. Parecía que no ocurría nada en el encuentro y nos habíamos encontrado con 5 goles. Antes del descanso, el equipo rival pudo ampliar la ventaja en su marcado pero Gerard realizó una parada de mucho mérito.

Con el 2-3 nos fuimos al descanso. El entrenador local aprovechó este tiempo para hacerle ver a sus jugadores que tenían que mostrar una actitud totalmente distinta a la primera parte y que tenían toda la segunda mitad para darle la vuelta a la situación y poder pelear para salir victoriosos.

Durante los primeros 10 minutos de la segunda parte, el Carcaixent salió más ofensivo e intentando crear más peligro por las bandas, pero sin llegar a generar ni culminar ninguna jugada clara de gol. Los minutos iban pasando y el Algemesí tenía claro que tenían que aprovechar las contras con balones largos a su delantero. En una de las jugadas en las que el equipo local intentaba conseguir el empate, un balón en largo del defensa visitante pilló totalmente desprevenido a la zaga local aprovechando un uno contra uno ante Gerard que su delantero no perdonaba. Con el 2-4 el Carcaixent se vino abajo y, pese a que intentaban buscar la portería contraria, seguían sin generar ningún tipo de peligro ni tan siquiera llegaban a combinar una serie de pases seguidos. A pocos minutos del final, el Algemesí aprovechó el enésimo error de los locales para poner el 2-5 final en el marcador.

Tras el pitido final, el entrenador del Alevín B del Carcaixent, Luis, nos comentaba lo siguiente: “No podemos seguir en esta linea. No podemos seguir concediendo tantas ocasiones al equipo rival por fallos nuestros en cuanto a falta de intensidad, actitud y ganas. Además, seguimos sin crear peligro alguno a la meta rival y gran parte de nuestros goles vienen por jugadas individuales o aisladas. Se puede ganar o perder, pero jamás podemos salir a jugar a medio gas porque luego tenemos lo que nos merecemos. Me voy triste, porque a este equipo le ganamos en pretemporada y parece que ellos hayan ido a más y nosotros nos hemos quedado estancados. Conozco bien a cada uno de mis jugadores y tengo fé ciega en ellos, por eso sé que pueden dar mucho más de lo mostrado hoy en el terreno de juego”.