Este Sábado se enfrentaban en Xátiva dos equipos con objetivos distintos. Mientras que el equipo local quería seguir sumando de 3 en 3, los visitantes tenían la difícil misión de intentar sacar algo positivo en casa del segundo clasificado con el fin de romper esa mala racha que llevaban tras bastantes partidos seguidos perdiendo.

El partido no tuvo color y el Xátiva sentenció el partido en la primera mitad, al lograr anotar 6 goles sin demasiada dificultad. Fue un vendaval local, que gozaba en sus filas de jugadores muy desequilibrantes y técnicamente bien dotados. El Carcaixent aguantó los diez primeros minutos, pero tras el primer gol del equipo rojillo, estos se crecieron y el equipo visitante no encontró el modo de contrarrestar los ataques locales. 6 goles en 30 minutos  demostraban la diferencia entre un equipo y otro.

En la segunda mitad, el entrenador visitante cambiaba el sistema y apostaba por un 2-3-2 juntando arriba a Paulina con el fin de aprovechar su velocidad y a Guillermo y Hugo con el objetivo de acumular gente en ataque y aprovechar cualquier balón en largo, centro o balón dividido. El Carcaixent mostró una mejor cara en la segunda mitad, teniendo la posibilidad en varias ocasiones de meter el gol del honor. A destacar una jugada donde el balón ya estaba sobrepasando la mismísima línea de gol y el propio jugador Carcaixentí sacó la pelota sin intención. Sin embargo, al estar el equipo volcado intentando caer con la cabeza alta y sin dejar de intentarlo, el Xátiva aprovechó tres contras para anotar otros 3 goles y poner el definitivo 9-0.

Tras el pitido final, el entrenador del Alevín B del Carcaixent, Luis, comentaba lo siguiente: “Como hemos podido comprobar todos, el Xátiva ha sido justo ganador del encuentro. Sin embargo, el hecho de jugar ante los segundos clasificados y saber que iba a resultarnos difícil puntuar, no implica el encajar 9 goles. Creo que ha sido un resultado demasiado abultado donde, sobre todo en la segunda mitad, nos hemos merecido anotar un gol. Hay que hacer borrón lo antes posible y pensar ya en los dos próximos partidos que nos vienen que son ante los dos últimos, y ahí es donde debemos sumar los máximos puntos posibles con el fin de recuperar sensaciones. En esos partidos si que no tendremos excusas”.