Una jornada más, el Alevín B de la escuela del Carcaixent afrontaba un nuevo encuentro con el objetivo de romper su mala dinámica y dar una alegría a sus propios jugadores. En esta ocasión, ante el pueblo vecino, la Pobla Llarga, equipo de mitad tabla.

Desgraciadamente, el encuentro dejó mucho que desear y, pese al resultado engañoso en cuanto a goles anotados por los locales, el Carcaixent no estuvo a la altura y fue justamente derrotado por una Pobla donde su jugador franquicia destacó por encima del resto anotando 1 gol y regalando 2 asistencias de bellas factura.

El primer tiempo fue poco vistoso. Sin apenas ocasiones por parte de ambos equipos, los locales si intentaban llegar a meta rival con jugadas elaboradas donde intervenían la mayoría de sus jugadores, mientras que los visitantes, muy lejos de su mejor versión, se limitaban a defenderse y a despejar balones. El Alevín del Carcaixent no conseguía inquietar al guardameta rival, ni tan siquiera mantener la posesión de balón. En un córner, un despiste grave e infantil del Carcaixent provocó el 1-0 en el marcador. Con dicho resultado se llegó al descanso.

Durante el descanso, el entrenador del Alevín decidió cambiar de sistema y formar con un 1-2-3-2 con el fin de acumular más gente en campo rival e intentar crear el mismo peligro que las últimas jornadas con hombres como Guillermo, Yeriel, Joan, Hugo o Aitor. Pese a gozar de numerosos jugadores de ataque, los visitantes fueron incapaces de llegar en ninguna ocasión al área rival. Con el equipo volcado, los locales aprovecharon las contras y en una de ellas anotaron el 2-0. Tras el gol, los visitantes se vinieron abajo y en dos malas salidas con el balón jugado desde atrás, los locales sentenciaron el partido anotando el tercer y cuarto gol. Con el partido a punto de finalizar, Yeriel, con un gran disparo desee fuera del área, anotó el gol del honor. Mala imagen de los visitantes en este partido.

Tras el partido, el entrenador visitante, Luis, comentaba lo siguiente: «El resumen de los 60 minutos es claro: Partido muy pobre de todo el equipo. Se puede perder como se hizo la semana pasada, pero mostrando otra imagen como equipo. Hoy, por contra, he visto a un equipo sin alma, actitud, ambición e intensidad. Sin estás cosas, es muy difícil hacerle frente a cualquier rival. Dar la enhorabuena a la Pobla por el partido que han jugado».